Instante para un día.

Fragmento del cuadernillo. Como en un año de una vida.

En un 24 de abril.

De Delhi vengo inquieto envuelto entre felices pieles bronceadas encontradas que me han contagiado, se han volado las cometas, y yo, he quedado enamorado de este tiempo de calidad hallado hoy en mi pasado.

Prosa poética.

Obra en proceso de corrección.      

Rafael de Iñaki.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *